Adriana de Groote, una trabajadora voluntaria en el Zoológico La Aurora.

Adriana de Groote tiene 75 años pero su amor por los animales la hizo convertirse una abuelita voluntaria en el Zoológico La Aurora.

Hace cuatro años Adriana se jubiló por un padecimiento que le impide escribir correctamente, pero un día su hija, le dijo que había un anuncio del Zoológico La Aurora que estaba reclutando voluntarios. Así comenzó la historia.

Luego de el proceso de capacitación que duró 3 días de 8:00 a 13:00 horas para conocer mejor el zoológico y la rutina de trabajo con los animales.

Adriana afirma que ha disfrutado cada día de trabajo en el Zoológico La Aurora a pesar que le toca ir 1 o 2 días a la semana, de 9:00 a 15:00 horas, “Nuestra principal misión es servir de enlace entre los animalitos y el público, para poder facilitar información y conocimientos, y sobre todo dar un mensaje de conservación”.

También Te Puede Gustar

¿Por qué Guatemala es el ‘Corazón del Mundo Maya’?

Guatemala, cuna de la antigua civilización maya, es el corazón cultural de la región centroamericana